Paso a paso: qué hacer con los granos gruesos 2021/2022

20/09/2021 – Ya sonó la campana de largada de la campaña de granos gruesos 2021/22 en la región pampeana con perspectivas de buenos precios, pero también con muchas amenazas e incertidumbres.

https://www.profertil.com.ar/

Las cotizaciones a cosecha muestran un panorama favorable al ser las mayores de los últimos años a esta fecha. No obstante, habrá que seguir los mercados y ver cómo termina la producción de maíz y soja en Estados Unidos y también en China, que podría demorar algunas compras del cereal si la cosecha doméstica alcanza niveles satisfactorios, indica un reporte de la consultora AZ Group.

También habrá que seguir la orientación de las políticas macro de los países desarrollados, que ayudaron hasta acá en el aumento de precios de los granos. Buena parte de las subas del maíz y de la soja se dio por los fundamentos propios del mercado, pero también contribuyeron la política monetaria de la FED, la elevada emisión y la evolución de la tasa de interés. Ni hablar de la necesidad imperiosa de estar atentos al contexto económico y político interno, precisa la consultora.

El tema ha sido considerado por la firma, que avizora las tendencias que se enumeran a continuación.

Amenazas climáticas y políticas

Una de las amenazas más preocupantes que enfrentan los agricultores es la posibilidad de desarrollo de un segundo evento La Niña en Sudamérica, que puede tirar hacia abajo los rindes por obtener con los granos gruesos.

Además, este fenómeno contribuiría al mantenimiento de la bajante del rio Paraná en los próximos meses, lo que seguramente reducirá el flujo comercial en los puertos. Históricamente, más del 50% del trigo producido en la Argentina se comercializaba por los puertos de Rosario y ese proceso puede complicarse sustancialmente en 2021 y convertirse en un cuello de botella en la logística de recepción de la mercadería, embarques, etc. En una situación extrema podría comprometer la movilización de los granos gruesos en el otoño de 2022, alerta el reporte de la consultora.

Por otro lado, los productores enfrentan amenazas políticas en su negocio. Luego de las elecciones generales habrá que alcanzar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, lo que seguramente va a implicar un paquete económico de ajuste fiscal, con posibilidad de que se aumenten los derechos de exportación para equilibrar las cuentas del Estado. Además, el Gobierno también puede radicalizarse y controlar más los mercados, con cupos para la exportación de cereales, carne, etc.

http://www.simone.com.ar/

El favorito: maíz

Los precios nominales que se pueden capturar para la cosecha en el otoño de 2022 determinan que los resultados proyectados sean positivos para todos los cultivos, aunque con mayor inversión y riesgo por el fuerte aumento de los costos de implantación y protección.

Los cálculos de margen bruto en varias zonas pampeanas muestran al maíz como favorito de la campaña, seguido por la secuencia trigo/soja. El cereal promete la mayor renta con rindes corrientes y aumentará su participación en la rotación, sobre todo de cultivos tardíos y de segunda, para eludir la posibilidad de un diciembre y enero secos por efecto de La Niña.

Costos e ingresos proyectados para cultivos de grano grueso en el oeste de Buenos Aires
Costos e ingresos proyectados para cultivos de grano grueso en el oeste de Buenos Aires

Según el reporte, quienes se animen al maíz temprano para aprovechar la humedad que dejaron las lluvias recientes podrían captar una posición comercial firme en abril, con premio climático, que se puede diluir si van ocurriendo nuevas precipitaciones que permitan el avance del ciclo productivo.

Como contrapartida, el cereal es el cultivo con mayor costo de implantación y corre el riesgo local de sufrir restricciones a la exportación y aumento de derechos de exportación si se devaluara el peso, indica la consultora.

Otra combinación que tendrá un lugar protagónico en la campaña será la secuencia trigo/soja, apoyada principalmente por los altos precios del cereal. En las regiones favorables para el cultivo, por ejemplo el sur bonaerense, el girasol puede ocupar parte del espacio asignado a la soja de primera en años anteriores.

La soja temprana promete los márgenes menos atractivos, sin expectativas de aumento de área sembrada. El productor la considera reserva de valor, una moneda de cambio y la va vendiendo contra necesidades, independientemente de los precios, que son muy buenos, indica el informe.

Estrategias defensivas

Más allá de los resultados individuales de cada cultivo, en el contexto descripto habría que aprovechar los valores que se pueden asegurar y avanzar con coberturas. Cotizaciones superiores a 185U$S/t para maíz temprano y mayores de 310U$S/t para soja de primera permiten capturar una rentabilidad satisfactoria y compensar en gran medida el aumento de costos ocurrido.

En el caso de volcarse al maíz tardío o de segunda, la recomendación de cobertura cobra particular relevancia si se tiene en cuenta que puede haber aumentos de área sembrada en Estados Unidos, Brasil y la Argentina, que pueden deteriorar la posición julio de 2022. Sería conveniente aprovechar los precios que hoy ofrece el Mercado a Término (175U$S/t) para ir cubriendo el negocio, señala la consultora.

También es aconsejable preservar la variable costos. ¿Qué significa esto? Por ejemplo, analizar si conviene mantener la financiación de insumos a cosecha al 30 o 40% anual en pesos. El ritmo de devaluación hasta fin de año es muy inferior a la tasa de interés por pagar, que se puede convertir, así, en positiva.

Lo que no hay que hacer en la campaña 2021/22

  • Dejar de usar o reducir el uso de algunos insumos que tuvieron fuertes aumentos de precios, como los fertilizantes. El costo del kilo de grano producido disminuye con el aumento de rendimientos.
  • No hay dos campañas agrícolas iguales. Por lo tanto, no se debería pensar este ciclo con la misma estrategia que se utilizó en la campaña pasada. Son distintas porque los precios de inicio de la campaña son diferentes, lo mismo que las perspectivas de la cosecha mundial.
  • No habría que dejar de lado los precios relativos, sino que habría que utilizarlos como instrumento de toma de decisiones. La aplicación más frecuente de este principio es el aprovechamiento de las relaciones de precios entre insumos y productos, pero también se aplica entre cultivos comparando la situación individual de cada uno.

La Nación

Ver Más

Se espera un crecimiento de la cosecha a 129,8 millones de toneladas para la nueva campaña 2021/22

16/09/2021 – Durante la sexta edición de su Congreso de Perspectivas Agrícolas, la  Bolsa de Cereales realizó el Lanzamiento de la Cosecha Gruesa 2021/22 y anticipó las cifras para el nuevo ciclo productivo.

https://www.profertil.com.ar/

En el discurso de apertura del evento, el Presidente de la Bolsa de Cereales, José C. Martins,  señaló que la agroindustria representa el 67% de la exportación de bienes y genera 3,7 millones de puestos de trabajo. Asimismo, destacó que la agroindustria argentina está en condiciones de producir 180/200 MTn de granos y oleaginosas de manera sustentable. Para esto, subrayó la necesidad de tener reglas de juego claras, que incentiven la inversión. También, ponderó la importancia del trabajo del Consejo Agroindustrial Argentino en la búsqueda de consensos.

El panel “Escenario y Perspectivas de la Campaña Agrícola 2021/22” inició con las perspectivas climáticas para el nuevo ciclo productivo, a cargo del ingeniero Eduardo Sierra, quien destacó las posibles adversidades climáticas que enfrentaremos durante este nuevo ciclo productivo. Con especial énfasis sobre el desarrollo de un nuevo escenario climático del tipo “La Niña”, la campaña podría registrar limitantes ambientales durante buena parte de la primavera.

Por su parte, el economista Juan Pablo Gianatiempo, resaltó la importante suba de los precios internacionales de los granos durante el último año, que situó las cotizaciones en niveles históricamente altos. “A pesar del aumento registrado en los costos de los insumos en lo que va del año, las señales de esta campaña son positivas para el incremento del área sembrada, especialmente para el cultivo de maíz”, indicó.

Con este panorama, Esteban Copati, jefe de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales, señaló que la superficie sembrada con cultivos extensivos en Argentina se incrementaría un 2,1%, hasta 34 millones de hectáreas, que permitirían una expansión de la producción de un 7,2%, alcanzando 129,8 millones de toneladas de granos, gracias a una recuperación de los rendimientos por hectárea. Por primera vez desde mediados de los noventa, se estima una mayor producción de maíz que soja desde el inicio de la campaña. Con un crecimiento del 8,9%, la producción de maíz alcanzaría las 55 millones de toneladas, convirtiéndose en el cultivo de mayor volumen producido, después de 6 campañas consecutivas de incremento del área sembrada. Por su parte, la soja continúa perdiendo superficie, por séptima campaña consecutiva, llegando a 16,4 millones de hectáreas, la menor de las últimas 15 campañas.

Entre las causas de estos movimientos se destacaron factores vinculados a las innovaciones de manejo en los distintos cultivos, como la diferenciación de fechas de siembra en maíz; a los movimientos en los precios relativos de los granos, los distintos niveles de derechos de exportación; y a la adopción tecnológica. En relación a esto último, Sofia Gayo, analista agrícola de la Bolsa de Cereales, manifestó que a diferencia del maíz, el paquete tecnológico en torno a la soja muestra signos de estancamiento.

Estos cambios en la estructura productiva tienen consecuencias sobre el resto de los eslabones de la cadena de valor. El economista jefe de la Entidad, Agustín Tejeda Rodriguez, subrayó que la cadena del maíz continúa en crecimiento aportando al desarrollo económico, social y ambiental. Pero por otro lado, llamó la atención sobre el estancamiento de la cadena de la soja, principal complejo exportador de la Argentina. “En los últimos años ha aumentado la capacidad ociosa al 40%, en una industria que ha realizado inversiones para moler más de 60 millones de toneladas”, agregó.

https://www.nitrap.com.ar/

Respecto del aporte total de las cadenas de cultivos extensivos a la economía argentina, Tejeda Rodriguez señaló que durante este 2021 el sector tiene un rol protagónico, con una contribución récord en todas las variables en relación al 2020: recaudación fiscal USD 15.313 millones (+49%), exportaciones USD 36.684 millones (+48%) y Producto Bruto USD 45.024 millones (+45%). “El significativo crecimiento de los precios ha más que compensado la caída de las cantidades como consecuencia de la niña”, indicó. En relación al 2022, se subrayó que aunque menor a la del 2021, debido a un descenso esperado en los precios internacionales, la contribución continuará en niveles históricamente altos. Las exportaciones de granos y subproductos alcanzarían los USD 35.775 millones.

Sobre las políticas, Nelson Illescas, director de la Fundación INAI, resaltó que de los principales exportadores agroindustriales, Argentina es casi el único con apoyo negativo al sector. “Desde 2002 el ingreso de los productores en nuestro país se ha reducido como consecuencia de las políticas de derechos y restricciones a las exportaciones, desincentivando la producción”, describió. Por su parte, resaltó la importancia de contar con una agenda de negociaciones internacionales para abrir nuevos mercados. “De seguir con las actuales políticas Argentina continuaría perdiendo relevancia, con reglas de juego favorables podríamos superar las 180 millones de toneladas de granos hacia 2029/30”, adhirió Tejeda Rodriguez.

Sumado a esto, Illescas destacó que sin avanzar en acuerdos, va a ser muy difícil que Argentina pueda alcanzar estas tasas de crecimiento. Las barreras, incluso las tradicionales de subsidios y aranceles continúan vigentes y en crecimiento. Mientras tanto, nuestros competidores mejoran sus ventajas de acceso. Finalmente, destacó que en materia de sustentabilidad, el mundo avanza en una nutrida agenda internacional, buscando responder a las demandas de los consumidores. Las discusiones en diversos ámbitos, con la Cumbre sobre Sistemas alimentarios en primer lugar, deben seguir basándose en ciencia y Argentina debe estar presente en los diversos foros internacionales (ONU, OMC, Cambio Climático) para defender sus intereses.

En el cierre, Ramiro Costa, subdirector ejecutivo de la Bolsa de Cereales, destacó que el sector está en condiciones de ser un pilar en el desarrollo sustentable del país, a través de la producción y exportación de bienes y servicios bio-basados saludables y de alta calidad, contribuyendo a evitar las recurrentes crisis, en un marco de equidad territorial, inclusión social y cuidado del medio ambiente.

Ver Más

La soja cede protagonismo en el campo argentino: qué intención tienen los productores

15/09/2021 – La siembra de la nueva campaña muestra un nuevo crecimiento para el maíz.

http://oscarpourtau.com.ar/

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires realiza el lanzamiento de la campaña gruesa 2021/22 y presenta las proyecciones para el nuevo ciclo de soja, maíz, girasol y sorgo.

Soja y maíz: lanzamiento campaña gruesa

En el discurso de apertura del evento, el presidente de la Bolsa de Cereales, José C. Martins,  señaló que la agroindustria representa el 67% de la exportación de bienes y genera 3,7 millones de puestos de trabajo. Asimismo, destacó que la agroindustria argentina está en condiciones de producir 180/200 MTn de granos y oleaginosas de manera sustentable. Para esto, subrayó la necesidad de tener reglas de juego claras, que incentiven la inversión. También, ponderó la importancia del trabajo del Consejo Agroindustrial Argentino en la búsqueda de consensos. 

El panel “Escenario y Perspectivas de la Campaña Agrícola 2021/22” inició con las perspectivas climáticas para el nuevo ciclo productivo, a cargo del ingeniero Eduardo Sierra, quien destacó las posibles adversidades climáticas que enfrentaremos durante este nuevo ciclo productivo. Con especial énfasis sobre el desarrollo de un nuevo escenario climático del tipo “La Niña”, la campaña podría registrar limitantes ambientales durante buena parte de la primavera. 

Por su parte, el economista Juan Pablo Gianatiempo, resaltó la importante suba de los precios internacionales de los granos durante el último año, que situó las cotizaciones en niveles históricamente altos. “A pesar del aumento registrado en los costos de los insumos en lo que va del año, las señales de esta campaña son positivas para el incremento del área sembrada, especialmente para el cultivo de maíz”, indicó.

Con este panorama, Esteban Copati, jefe de Estimaciones Agrícolas de la Bolsa de Cereales, señaló que la superficie sembrada con cultivos extensivos en Argentina se incrementaría un 2,1%, hasta 34 millones de hectáreas, que permitirían una expansión de la producción de un 7,2%, alcanzando 129,8 millones de toneladas de granos, gracias a una recuperación de los rendimientos por hectárea. Por primera vez desde mediados de los noventa, se estima una mayor producción de maíz que soja desde el inicio de la campaña. Con un crecimiento del 8,9%, la producción de maíz alcanzaría las 55 millones de toneladas, convirtiéndose en el cultivo de mayor volumen producido, después de 6 campañas consecutivas de incremento del área sembrada. Por su parte, la soja continúa perdiendo superficie, por séptima campaña consecutiva, llegando a 16,4 millones de hectáreas, la menor de las últimas 15 campañas. 

Entre las causas de estos movimientos se destacaron factores vinculados a las innovaciones de manejo en los distintos cultivos, como la diferenciación de fechas de siembra en maíz; a los movimientos en los precios relativos de los granos, los distintos niveles de derechos de exportación; y a la adopción tecnológica. En relación a esto último, Sofia Gayo, analista agrícola de la Bolsa de Cereales, manifestó que a diferencia del maíz, el paquete tecnológico en torno a la soja muestra signos de estancamiento. 

Estos cambios en la estructura productiva tienen consecuencias sobre el resto de los eslabones de la cadena de valor. El economista jefe de la Entidad, Agustín Tejeda Rodriguez, subrayó que la cadena del maíz continúa en crecimiento aportando al desarrollo económico, social y ambiental. Pero por otro lado, llamó la atención sobre el estancamiento de la cadena de la soja, principal complejo exportador de la Argentina. “En los últimos años ha aumentado la capacidad ociosa al 40%, en una industria que ha realizado inversiones para moler más de 60 millones de toneladas”, agregó.

Respecto del aporte total de las cadenas de cultivos extensivos a la economía argentina, Tejeda Rodriguez señaló que durante este 2021 el sector tiene un rol protagónico, con una contribución récord en todas las variables en relación al 2020:

  • Recaudación fiscal USD 15.313 millones (+49%)
  • Exportaciones USD 36.684 millones (+48%)
  • Producto Bruto USD 45.024 millones (+45%)

“El significativo crecimiento de los precios ha más que compensado la caída de las cantidades como consecuencia de la niña”, indicó. En relación al 2022, se subrayó que aunque menor a la del 2021, debido a un descenso esperado en los precios internacionales, la contribución continuará en niveles históricamente altos. Las exportaciones de granos y subproductos alcanzarían los USD 35.775 millones.

Sobre las políticas, Nelson Illescas, director de la Fundación INAI, resaltó que de los principales exportadores agroindustriales, Argentina es casi el único con apoyo negativo al sector. “Desde 2002 el ingreso de los productores en nuestro país se ha reducido como consecuencia de las políticas de derechos y restricciones a las exportaciones, desincentivando la producción”, describió. Por su parte, resaltó la importancia de contar con una agenda de negociaciones internacionales para abrir nuevos mercados. “De seguir con las actuales políticas Argentina continuaría perdiendo relevancia, con reglas de juego favorables podríamos superar las 180 millones de toneladas de granos hacia 2029/30”, adhirió Tejeda Rodriguez. 

Sumado a esto, Illescas destacó que sin avanzar en acuerdos, va a ser muy difícil que Argentina pueda alcanzar estas tasas de crecimiento. Las barreras, incluso las tradicionales de subsidios y aranceles continúan vigentes y en crecimiento. Mientras tanto, nuestros competidores mejoran sus ventajas de acceso. Finalmente, destacó que en materia de sustentabilidad, el mundo avanza en una nutrida agenda internacional, buscando responder a las demandas de los consumidores. Las discusiones en diversos ámbitos, con la Cumbre sobre Sistemas alimentarios en primer lugar, deben seguir basándose en ciencia y Argentina debe estar presente en los diversos foros internacionales (ONU, OMC, Cambio Climático) para defender sus intereses.

En el cierre, Ramiro Costa, subdirector ejecutivo de la Bolsa de Cereales, destacó que el sector está en condiciones de ser un pilar en el desarrollo sustentable del país, a través de la producción y exportación de bienes y servicios bio-basados saludables y de alta calidad, contribuyendo a evitar las recurrentes crisis, en un marco de equidad territorial, inclusión social y cuidado del medio ambiente. 

Agrofy News

Ver Más

Impuestos y patentes: los desafíos que enfrenta la soja

14/09/2021 – Las últimas lluvias registradas en gran parte del área agrícola tendrán un impacto positivo en los cultivos de invierno y al mismo tiempo permitirán consolidar decisiones de siembra de cara a la campaña gruesa. En el mes de agosto, un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) pronosticó que a nivel nacional la soja perdería unas 500.000 hectáreas de superficie en la campaña 2021/22, lo que significaría un retroceso del 3% respecto a lo registrado en el ciclo 2020/21. Otras estimaciones privadas que contemplan las precipitaciones recientes vaticinan una caída menor, que podría ubicarse en torno a las 200.000 hectáreas.

https://www.profertil.com.ar/

Con un evento climático Niña por delante, muchos analistas y entidades bursátiles destacaron el crecimiento del maíz, que seguramente volverá a ganarle a la oleaginosa en volumen. Sin embargo en cuanto a superficie sembrada, vale la pena recordar que la soja es y será por mucho tiempo la que encabece el podio.

En cuanto a la cadena de valor, el complejo de la soja y sus derivados representó el 27 % de las exportaciones totales de Argentina el año pasado. Luis Zubizarreta, Presidente de la Asociación de la Cadena de la Soja Argentina (ACSOJA) se refirió a la caída en la intención de siembra y destacó que “es una mala noticia porque el cultivo que más se industrializa y que más exportamos con valor agregado es la soja, con lo cual tendremos capacidad ociosa en las plantas. Tenemos potencial de crecimiento y vamos en el sentido contrario”. Zubizarreta agregó que “la soja tiene un peso impositivo enorme y ese es uno de los motivos por los cuales creemos que estamos perdiendo una oportunidad. En los últimos 10 años Brasil duplicó su producción y nosotros tenemos una tendencia decreciente. Eso nos preocupa, porque vemos que otros países van ocupando nuestros lugares en un mundo que demanda proteínas vegetales. A largo plazo hay que cambiar la estrategia y convertirnos en un productor de mayor volumen de soja.

Cabe preguntarnos por qué se da tal situación cuando en el resto del mundo crece la producción. En primer lugar, la soja tributa 33% de derechos de exportación y el resto de los cultivos paga menos. Por éste y otros motivos, el esquema económico se volvió más atractivo para cultivos como el maíz, el sorgo o el girasol.

Desde la cadena de la soja insisten en la necesidad de una señal política que permita pensar en un futuro distinto para la oleaginosa, con menos presión impositiva y total aprovechamiento de la industria instalada.

Si la primera barrera para la soja es la impositiva, la otra es la falta de respaldo a la investigación.

Jorge Bassi, vicepresidente de Fertilizar Asociación Civil, destacó que “la soja esta estancada en rendimiento y en el uso de fertilizantes de base como fósforo y azufre. También nos quedamos atrás en la utilización de tecnologías apiladas. Hay posibilidades de trabajar muy bien con bioestimulantes y demás avances científicos con los que se podría dar un salto productivo.

El desafío es crecer y también hacerlo de manera sustentable. Para lograrlo el sector pide bajar impuestos y crear un esquema de patentes que proteja la investigación que permita a las empresas poner a disposición de los productores lo último en innovación. En este sentido, Migasso recordó que ”en el caso de las semillas Basf lanzó 5 nuevas variedades de soja al mercado” y en cuanto a los productos químicos también tiene previsto nuevos lanzamientos.

Según ACSOJA, Argentina podría llegar rápidamente a producir 70 millones de toneladas de la oleaginosa con una reducción escalonada de los impuestos pero sin impacto en la recaudación fiscal. “Si aumentamos la producción y aplicamos retenciones del 22%, el estado recaudaría lo mismo que hoy con 33% y 47 millones de toneladas” Esa estrategia no funcionó y la realidad indica que la cadena de la soja creció mucho durante 20 años, pero se estancó en los últimos 10.

Ámbito Financiero

https://pourtauemilio.com.ar/modelo/alaskan
Ver Más

Anticipan que el trigo aseguraría un piso de rendimiento de 30 a 40 quintales por hectárea en zona núcleo

10/09/2021 – Desde la Bolsa de Comercio de Rosario señalaron que las lluvias fueron fundamentales; el 50% de los trigos encañando.

http://www.simone.com.ar/

El trigo espera una recuperación de los lotes regulares y de esta manera alcanzar un mínimo de rendimiento entre 30 y 40 quintales por hectárea en zona núcleo. El informe de la Bolsa de Comercio de Rosario sostuvo que las lluvias permitieron la recuperación y permiten proyectar estos mínimos.

Las condiciones de humedad en el suelo se recuperaron y el trigo tomó un respiro luego de un agosto seco. Se espera que la inestabilidad perdure, incluso podría haber precipitaciones.

El doctor en Ciencias Atmosféricas, José Luis Aiello, destacó que el próximo martes podría haber lluvias. En este sentido, explicó que se prevé el avance de un sistema frontal que provocaría inestabilidad, pero con bajas chances de precipitaciones.

La recuperación del trigo

La zona núcleo cerró agosto con 300.000 hectáreas en condiciones regulares y esto alertó a los productores. Las lluvias llegaron en fecha para dar un impulso y asegurar una base de 30 quintales.

Para lograr esa base, los lotes se beneficiaron de algunos milímetros. “La región núcleo recibió 32 mm en promedio en los primeros 8 días de septiembre. Para el noroeste bonaerense y el sudeste cordobés son las primeras lluvias que luego de tres meses superan los 10 mm”, destacó el informe de la BCR.

Por otra parte, la entidad destacó que las lluvias cayeron en el momento en que la mitad de los lotes están encañando y la otra mitad en macollaje. “Permitirá restablecer el estado del cultivo y arrancar los estadios definitorios con mejores condiciones”, aseguraron.  

De esta manera en el centro sur de Santa Fe, los macollos están definidos y ya estiman un promedio de 40 que/ha. “En parte de los lotes regulares, el 1,2 % de la región, se registró pérdidas de hojas y pérdidas de macollos, y se estiman ya pérdidas del potencial de rinde”, aclararon.

“En la zona cordobesa, sigue habiendo necesidad de nuevas lluvias. Las reservas de agua del suelo para el trigo se consideran entre escasas a regulares. De todas formas, bajó el estrés que se estaba observando.  Ahora hay una pequeña tregua, pero tienen que llegar lluvias acá en más para pasar adecuadamente el periodo más crítico del cultivo”, concluyeron desde la entidad. 

Agrofy News

Ver Más

Fuerte aumento de los costos de implantación y protección para los granos gruesos

06/09/2021 – Para el maíz en la zona núcleo hay que gastar un 40% más en dólares respecto del ciclo previo.

http://oscarpourtau.com.ar/

Alas puertas de la siembra de granos gruesos 2021/22 en la región pampeana, se vislumbra una campaña con posibilidades de rentabilidad satisfactoria, pero que requiere bastante más inversión por hectárea que en ciclos anteriores.

Según datos de la plataforma AGBI (agbi.com.ar) el costo de la próxima implantación del maíz en la zona núcleo crecerá 40% en dólares respecto de la campaña previa, al pasar de 780U$S/ha a 1114U$S/ha entre implantación, protección, gerenciamiento y alquiler.

El principal motivo del aumento ha sido el fuerte incremento en el costo de la tierra. Un aumento general en los alquileres nominados en quintales de soja, sumado a la suba del precio del grano, apalancaron el costo del arrendamiento.

Entre los costos directos del maíz, influye mucho el aumento de precio de la urea, que pasó de 380U$S/t a 620U$S/t en 12 meses, y del fosfato, que creció de 452U$S/t a 840U$S/t. En menor medida, también influyó la suba de los precios de los agroquímicos. Así, los costos directos del cultivo (sin alquiler) ascienden a 578U$S/ha, un 40% más que en la campaña precedente.

Evolución de los costos de producción de un modelo de maíz de la zona núcleo
Evolución de los costos de producción de un modelo de maíz de la zona núcleo. Gentileza Jeremías Battistoni

Soja más cara para implantar

En soja también hay que inmovilizar mayor capital por unidad de superficie que en años anteriores, principalmente por el aumento del precio del glifosato (36% en dólares). También influyó el incremento del fertilizante fosfatado (86%).

La suma de estos efectos provoca un aumento del costo directo del cultivo del 29%, al pasar de 266U$S/t a 344U$S/ha. Si se contempla el alquiler, llevar adelante un cultivo de soja en zona núcleo requiere una inversión estimada en 880U$S/ha.

El girasol presenta un similar aumento porcentual entre campañas. La inversión requerida para llevar adelante el cultivo en el ciclo 2021/22 será de 858U$S/ha, con un crecimiento en los costos directos del 28%, al pasar de 253U$S/ha a 323U$S/ha.

A las estructuras de costos mencionadas se les deben agregar los gastos comerciales y de cosecha, que son variables y se determinan a la hora de recolectar y comercializar los granos. Para la soja y el girasol se pueden estimar en torno al 17% del ingreso bruto y en maíz, del 20% para una distancia de 300km al puerto.

https://www.profertil.com.ar/

Gasoil vs inflación

Los costos agrícolas que han subido en menor proporción en los últimos tiempos son el gasoil, las labores y los fletes, aunque todos superaron a la inflación, que resultó del 44,4% en los últimos 12 meses. En la campaña anterior, el gasoil valía 52,9$/l en esta época del año vs los 84,9$/l que cuesta actualmente (aumento del 60,4%). Por carácter transitivo, las labores que se valoran en litros del combustible siguieron el mismo camino.

Los fletes para 300 kilómetros se pagaban 1553$/t en septiembre de 2020 vs 2745$/t en la actualidad (aumento del 76,7%).

Como conclusión se puede afirmar que el aumento de costos que sufren los productores agrícolas resalta la importancia de asegurar, con coberturas anticipadas, los buenos precios que se ofrecen para los granos en los mercados a término. Con esa variable asegurada, se puede alcanzar rentabilidades aceptables para maíz y soja. El fuerte aumento en las inversiones requeridas para llevar adelante los cultivos invita a tomar, al menos en forma parcial, precios en forma anticipada que permitan asegurar las estructuras de costos.

Jeremías Battistoni
El autor es analista de mercados de AZ-Group
La Nación

Ver Más

La roya anaranjada, una luz de alerta en los trigos del norte cordobés

03/09/2021 – Desde el Inta Jesús María advirtieron por los primeros signos de esta enfermedad, que podría “explotar” luego del calor de los últimos días y de las lluvias que llegaron en el comienzo de septiembre.

https://www.nitrap.com.ar/

La Agencia de Extensión Rural (AER) Jesús María del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta) difundió un informe en el que alerta por las primeras detecciones de roya anaranjada en lotes de trigo del norte cordobés.

“Por el momento, se observa a la roya en sus primeros ciclos de desarrollo, con baja incidencia y severidad. Sin embargo, como se vienen probables lluvias y calor, puede que haya una explosión de la enfermedad. Es decir, las condiciones predisponentes están”, indicó el investigador del Inta Raúl Candela, autor del reporte junto a Diego Cordes.

Estos casos fueron detectados entre el 23 y el 30 de agosto, cuando comenzaban los primeros días de fuerte calor y antes de que llegaran las copiosas lluvias que tuvieron lugar en los últimos días.

Por eso, ahora tras el aporte de humedad, si retornan las altas temperaturas, las condiciones son predisponentes para la proliferación de hongos.

“Recomendamos realizar monitoreos semanales desde fin de macollaje”, señala el documento del Inta.

En tanto, desde la Sociedad Rural de Jesús María (SRJM), ampliaron: “Recomendamos a los productores comenzar o seguir con los monitoreos de los lotes sembrados con variedades susceptibles, con el objetivo de conocer si hay establecimiento de la enfermedad y de estar presente, en qué magnitud”.

Informe Inta Roya anaranjada

Agrovoz

Ver Más

Malezas: de qué se trata “el gran golpe”

30/08/2021 – En un ensayo de control químico de raigrás se combinaron herbicidas sistémicos y de contacto en la misma pasada.

http://www.simone.com.ar/

Volvimos a reunirnos personalmente, a campo, con distancia y barbijo, y vuelven a generarse intercambios profesionales, técnicos y personales que nos hacen crecer a todos y seguir construyendo la agricultura actual.

Llevamos a cabo la jornada “In your face malezas”, en un campo entre Necochea y Lobería, en la cual vimos el ensayo de control de raigrás posemergente de la maleza “el gran golpe” y el manejo que venimos realizando con aplicaciones dirigidas, en particular en el campo que se llevó a cabo la jornada con un Weed It Quadro.

La necesidad que todos tenemos de volver a encontrarnos nos llevó a contar con más de un centenar de productores, ingenieros agrónomos, especialistas y técnicos con presencia de amigos desde Rosario y Rafaela, pasando por Azul, Tandil, Balcarce, Mar del Plata, Miramar, Lobería, Tres Arroyos y Necochea, con referentes del nivel de Fernando Andrade (Dr. Ing. Agr., UIB), Gastón Fernández Palma (Dr. presidente Honorario de Aapresid, expresidente de Maizar, productor agropecuario), Jorge González Montaner (Dr. Ing. Agr. coordinador de la Comisión de Agricultura de Mar y Sierras Aacrea y director de los Cursos Fundacrea), Leandro Pontaroli (Ing. Agr. Director de la Chacra Experimental Miramar), Aníbal Cerrudo (Dr. Ing. Agr., UIB), Marcelo di Napoli (Ing. Agr. Comisión de Agricultura Mar y Sierras Aacrea), entre muchos otros que nos honraron con su presencia y aportes. El apoyo de las empresas y de instituciones como Aappce, y los proyectos Rem de Aapresid y Malezas de CREA.

En el ensayo de control químico de raigrás “el gran golpe” vimos tratamientos con combinaciones de diferentes modos de acción (fundamental para poder frenar la generación de resistencias). Probamos siete modos de acción diferentes para controlar raigrás (con quince macollos de desarrollo) en combinaciones de un golpe, doble golpe combinando secuencialmente herbicidas sistémicos y de contacto y el gran golpe combinando herbicidas sistémicos y de contacto en la misma pasada. Probamos herbicidas EPSP, ACCasa, ALS, Fotosistema 1, Ureas, Glutamino sintetasa y PPO.

Todavía estamos realizando evaluaciones, pero a los cincuenta días de iniciado el ensayo se ven mejor los dobles golpe, luego el gran golpe y, por último, un golpe simple, dependiendo de las combinaciones de herbicidas realizadas.

Las mezclas utilizadas tienen costo desde 12 US$/ha hasta 90 US$/ha, e impacto ambiental medido con el índice EIQ ( https://nysipm.cornell.edu/eiq/calculator-field-use-eiq/) desde valores de 20 a 52, por lo cual obviamente hay que ir buscando las mejores soluciones para cada caso, rotando modos de acción y sumando las aplicaciones dirigidas para poder utilizar mejores herramientas químicas (y poder pagarlas).

https://www.casafe.org/buenas-practicas-agricolas/uso-responsable-de-productos-fitosanitarios/

En relación a las aplicaciones dirigidas, vimos el manejo que se viene realizando en el campo con diferentes calibraciones y combinaciones, pero usando mucho la sensibilidad 2 y margen 2, logrando ahorros del 80%, con costos de 17 US$/ha por aplicación de barbecho en lotes sin presencia de raigrás resistente y de 27 US$/ha en lotes con raigrás.

También se viene probando el modo Dual en el cual se puede trabajar con una dosis de herbicidas mínima en cobertura total y una dosis mayor cuando los sensores detectan la maleza. Los resultados vienen siendo muy importantes, tanto por el ahorro logrado en costos, como por el mejor manejo de malezas que se está logrando (asociado a controlar las malezas con el tamaño adecuado, combinando y rotando diferentes modos de acción) y la reducción en el impacto ambiental del control de malezas.

El intercambio técnico fluyó y todos nos fuimos con más ideas, más preguntas y mejores como productores y profesionales, convencidos de que podemos manejar mejor las malezas. Pero lo que más brilló fue el encuentro entre personas inquietas e inteligentes que trabajan todos los días en mejorar la eficiencia de los sistemas productivos argentinos, basándonos en el conocimiento técnico y el intercambio. Este es el desafío, así es la agronomía que hacemos día a día en los campos.

Esteban Bilbao
El autor es asesor de Agroestudio Viento Sur SRL
La Nación

Ver Más

La falta de lluvias amenaza el rendimiento del trigo en zona núcleo: ¿Se podría revertir?

27/08/2021 – Las reservas de aguas están entre regulares y escasas; esta campaña quedó lejos de alcanzar un promedio de 45 quintales por hectárea.

Agosto está por finalizar y el registro de lluvias que dejó no fue bueno. Hubo precipitaciones débiles y dispersas que no permitieron recargar los perfiles de agua.

De esta manera, la falta de lluvias pone en jaque la campaña de trigo 21/22. Desde la Bolsa de Comercio de Rosario señalaron que se está muy lejos de alcanzar un rendimiento de 45 quintales por hectárea como en la campaña 17/18.

“Las expectativas ahora están puestas en las lluvias de principios de septiembre para que el cultivo no siga perdiendo potencial de rinde”, destaca el informe de la Guía Estratégica para el Agro.

Sin embargo, se espera que para septiembre haya lluvias y tormentas aisladas. “Los modelos no son demasiado optimistas para lo que resta de agosto en cuanto a la presencia de lluvias sobre la franja central del país y las regiones del oeste”, comentó José Luis Aiello, doctor en Ciencias Atmosféricas. 

Con este escenario, el trigo ingresará en una etapa más demandante de agua. El 20 % de los lotes se encuentran comenzando la encañazón, destacó el informe. 

Desde GEA remarcaron que hay 200.000 hectáreas en estado regular a la espera de lluvias para revertir su condición. “Los pronósticos indican que agosto finalizará sin aportes pluviales. Las expectativas están puestas en las lluvias de principios de septiembre”, señalaron desde la BCR. 

Cabe destacar, que en el centro sur de Santa Fe y el sudeste cordobés las reservas de agua están entre regulares y escasas. Para esta región se necesitarían de 20 a 30 milímetros para detener la caída del potencial del rinde. 

En lo que respecta al sudeste cordobés, las necesidades ascienden a más de 100 mm para alcanzar buenos niveles de humedad. Hacia el sur provincial y el norte bonaerense las reservas mejoran, señalaron los técnicos.

https://www.casafe.org/buenas-practicas-agricolas/uso-responsable-de-productos-fitosanitarios/

Maíz 21/22

Desde la Bolsa de Comercio de Rosario señalaron que la intención de siembra es de 1,7 millones de hectáreas. En este sentido, destacaron que las probabilidades de un evento Niña amenazan la posibilidad de materializar la intención de siembra de maíz en la región núcleo. 

A pesar de este escenario, el productor sigue apostando al maíz ya que la soja dejaría un margen bruto ajustado, en particular en campos alquilados. De esta manera, señalan que el techo de rendimiento que tiene la oleaginosa explica la intención de siembra del cereal. 

Los técnicos de la BCR explicaron que ante la falta de humedad para la siembra de maíz temprano y la mayor probabilidad de contar con un evento Niña este año, el maíz tardío comienza a tomar protagonismo en las planificaciones.  

“La inclinación hacia las siembras más tardías se vería consolidado por la espera de mayores temperaturas de suelo y algún aguacero que garanticen una mejor uniformidad en la emergencia”, concluyeron.

Agrofy News

Ver Más

Finalizó la cosecha de maíz con más de 50 millones de toneladas

27/08/2021 – Lo informó la Bolsa de Cereales porteña. El ministerio de Agricultura registra 10,5 millones de toneladas más.

La cosecha de maíz finalizó con una producción de 50,5 millones de toneladas, lo que significó una caída de un millón de toneladas respecto al ciclo 2020/21, informó la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA).

https://play.google.com/store/apps/details?id=agroradio.radio&hl=es_AR&gl=US

A pesar de este retroceso en el cotejo interanual, el dato relevante fue que la producción de la actual campaña se ubicó 8 millones de toneladas por encima del promedio productivo de los últimos cinco años.

Así, la campaña 2020/21 se posicionó como la tercer mejor desde que la entidad tiene registros y solo por debajo de los dos ciclos anteriores.

Vale tener en cuenta que esa cantidad refleja los granos que entran en el circuito comercial, y que los registros del Sistema de Información Simplificado Agrícola (SISA), según lo que declaran los productores a la AFIP, y corroboran las estimaciones de 40 agentes de la Secretaría de Agricultura, con relevamientos semanales en el territorio, registra 10,5 millones de toneladas más: 60,5 millones de toneladas de maíz en total.

Esa diferencia estadística tiene que ver fundamentalmente con lo que los productores destinan al consumo dentro de cada establecimiento. No supondría errores de cálculo sino dos modos de ponderar la producción, sobre lo cual hay gestiones público-privadas para acercar posiciones. 

La Bolsa porteña calculó que el rinde medio nacional culminó en 7.860 kilos por hectárea, con la mejor productividad media registrada en la zona Núcleo Norte (9.290 kilos). Computó la  recolección de 6.425.000 hectáreas entre todas las regiones productivas. 

En el SISA se informaron dos millones de hecáreas más: 8,47 millones en total, entre 2,65 millones cultivadas en campo propio y 5,82 millones en lotes alquilados.

Por otro lado, la bolsa informó que se comenzaron a registrar los primeros lotes sembrados de la campaña 2021/22 en las provincias de Santa Fe y Entre Ríos en sectores dónde la humedad de los primeros centímetros del perfil es adecuada. Se espera que las labores se generalicen durante el mes de septiembre.

https://www.kws.com/ar/es/productos/maiz/

Soja en baja

Por su lado, la campaña de soja finalizó tiempo atrás, con 43,5 millones de toneladas, reflejando una caída de un 11,2 % interanual y rankeando como la segunda más baja de los últimos 5 años (Campaña 2017/18: 35,5 millones de toneladas).

En la campaña 2020/21 se sembraron 17,2 millones de hectáreas, una expansión de 100 mil hectáreas con respecto a la campaña 2019/20 y una caída de 4 % con respecto al promedio de las últimas 5 campañas (superficie promedio últimas 5 campañas: 17,9 millones de hectáreas).

El rinde promedio nacional fue de 26,7 qq/Ha, una caída del 10 % en comparación al ciclo previo y una merma del 9,4 % con respecto al promedio de las últimas 5 campañas.

Clarín Rural

Ver Más